Yoga para principiantes: ¿Qué es y por dónde empezar?


El Yoga es una doctrina filosófica hindú que se ha convertido en una de las más importantes y populares del mundo entero.

mujer-yoga-mar-salud-paz

Si eres principiante y estás pensando en adentrarte en este mundo, te damos unos consejos básicos pero infalibles que te ayudarán y harán el proceso más fácil.

¿Qué es el yoga?

El yoga es una disciplina que busca lograr la felicidad y salud en una persona en perfecto equilibrio consigo y con su entorno.



Esta milenaria tradición unifica disciplinas físicas y mentales que permiten ejercitar el cuerpo, conseguir bienestar personal, y mantener el control de la mente.

La práctica del yoga, entre otras cosas, también busca la armonía del ser. A través de sus posturas o “asanas”, el yogui logra conseguir el equilibrio y la concentración necesaria para relajarse y alcanzar el punto de la meditación.

Loading...

Beneficios del yoga

Entre los grandes beneficios que el yoga puede ofrecerte, destacan: corrige la postura corporal, fortalece el cuerpo, incrementa la flexibilidad, facilita la concentración y la paz mental, ayuda a conciliar el sueño, mejora tu salud física y mental, así como el control de tus emociones, entre otros.

¿Qué necesitas para empezar?

Una esterilla de superficie anti resbalante y una muda de ropa cómoda es todo lo que necesitas para empezar. Eso sí, es fundamental contar con la guía de un buen profesor. Si no estás inscrita en alguna clase o institución, en internet existen muchos videos de guía de inicio que te pueden ayudar.

Consejos para principiantes

Uno de los secretos más importantes de esta práctica es la “respiración completa ” que implica el uso tanto del abdomen como del tórax.

Es fundamental que inicies con las posturas más simples y que requieran menos esfuerzo, esto hasta que tu cuerpo se adapte a las nuevas posiciones.

Si tienes algún tipo de lesión, debes comentarle a tu instructor, pues así evitarás realizar posturas que puedan afectarte o empeorar la condición.

Ten paciencia. El yoga requiere de tiempo y dedicación, hay que ir paso a paso hasta conocer tu cuerpo. Ten presente que la flexibilidad y la fuerza se alcanzan con el tiempo.

Presta atención a la relajación final. Disfrutarla es fundamental para completar el proceso y así alcanzar la fusión y el equilibrio del cuerpo y la mente.

5 Posturas ideales para iniciar

Actitud Fácil:

Coloca las rodillas con los pies juntos, las nalgas sobre los talones y los brazos situados al lado del cuerpo. Inclina el cuerpo hacia el suelo sin levantar las nalgas de los talones, coloca la frente sobre la colchoneta y relaja los brazos.

Esto te ayudará a fortalecer la espalda y flexibilizar la cadera.

Flexión del tronco hacia delante

Siéntate en el suelo con la espalda erguida, la vista hacia delante dobla las rodillas y coloca los hombros relajados y estirados hacia abajo.

Te ayuda a flexibilizar y liberar la tensión de todos los músculos de la espalda.

Postura de la montaña

Párate con los pies paralelos, la columna recta y los brazos estirados a cada lado del cuerpo. Expande el pecho y eleva el abdomen. Cierra los ojos y haz diez respiraciones lentas y profundas.

Postura del árbol

Comienza en la postura de la montaña. Junta tus manos frente a tu pecho, manteniendo los hombros relajados. Lleva todo el peso de tu cuerpo a la pierna derecha. Lleva la planta de tu pie izquierdo a la parte interna de tu muslo derecho, los dedos de tus pies apuntando hacia el suelo.

Savasana

Acuéstate sobre la espalda con las piernas separadas, los pies caídos hacia los lados, los brazos alejados del cuerpo y las palmas mirando hacia arriba. Cierra los ojos.

El yoga es un mundo fascinante que te brindará la armonía que andas buscando, sigue estos consejos y conviértete en una experta en poco tiempo.

Recuerda, únete a nuestra página de Facebook "Hay que Entenderlas", en la que podrás leer muchas noticias e informaciones que te gustarán.

No olvides seguirnos en Instagram: @Entiendelas



Loading...

Deja un comentario